Devoción Diaria

“De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas.”2Corintios 5:17

CAMBIOS ETERNOS

Estamos al final de otro año que ha volado, y quizás no estamos preparados para ello. Seguramente muchos de nosotros admitiríamos que tenemos hábitos y rasgos del carácter que nos propusimos cambiar a principio de año pero aún están pendientes. Algunos de nosotros intentamos cambiar nuestro comportamiento, pero aún hay mucho trabajo por delante. Cuando nuestro coche tiene muchos kilómetros ya estos no se pueden volver a atrás, pero lo que sí podemos hacer para cuidar el motor es que no hagamos tantos kilómetros al año. Los kilómetros que tienen ya no pueden reducirse.

Sien embargo, hay esperanza para que una persona sea transformada y cambiada. A veces uno tiene que estar ante el hecho que por uno mismo no podemos cambiar sino que necesitamos ayuda. Hay un cambio que permanecerá por toda la eternidad y este comienza de dentro. Y para esto necesitamos la ayuda del Señor.

La biblia dice que si alguno está en Cristo, es una nueva criatura, el viejo hombre se ha ido y comienza uno nuevo. Esto ocurre cuando uno da su vida a Jesucristo, Él nos transforma y hace que comiencen a ver cambios eternos dentro de nosotros que marcan la diferencia en el exterior. Este es un cambio que permanece, porque lo hace Jesús.

Imprimirse