Devoción Diaria

"Ustedes han oído que se dijo: Ojo por ojo y diente por diente. Pero yo les digo: No resistan al que les haga mal. Si alguien te da una bofetada en la mejilla derecha, vuélvele también la otra”.  - Mateo 5: 38-39  (NVI)

Cristianismo Radical

“[…] ¿vuélvele también la otra mejilla?” La respuesta inmediata es: “¡eso es imposible!”

Jesús estaba citando uno de los libros de la ley (Levítico) en el Antiguo Testamento: “El que le quite la vida a otro ser humano será condenado a muerte. El que le quite la vida a algún animal ajeno, reparará el daño con otro animal. Al que lesione a su prójimo se le infligirá el mismo daño que haya causado: fractura por fractura, ojo por ojo, diente por diente. Sufrirá en carne propia el mismo daño que haya causado”.  A eso se le llama la ley de la retribución exacta.

Así que imaginemos lo sorprendida que estaba la gente que escuchaba cuando Jesús continuaba diciendo: “Pero yo os digo: Amen a sus enemigos, hagan bien a quienes los odian,  si alguien te da una bofetada en la mejilla derecha, ¡vuélvele también la otra!” ¿No se nos enseña a defendernos y a defender nuestra postura? Pues bien, Jesús no está hablando de huir como cobarde. Él está realmente diciéndonos que defendamos nuestra postura, pero que lo hagamos con amor, sin buscar venganza. Poner la otra mejilla fue y sigue siendo una idea radical para nuestros instintos naturales. Poner la otra mejilla es la cosa más valiente que alguien posiblemente puede hacer y para lo cual se necesita fuerza sobrenatural de Dios para hacerlo.

Así que te pregunto, si proclamas ser un seguidor de Cristo, ¿estás dispuesto a practicar el cristianismo radical? Cristo llama a todos Sus seguidores a vivir de esta manera. ¿Imposible? Sí lo es, dentro de nuestra propia fuerza. Sin embargo, nada es imposible para Dios. Acepta el desafío del cristianismo radical y deja que el poder sobrenatural de Cristo brille a través de ti, incluso ante el mal.

Imprimirse