Devoción Diaria

“[...] Porque ¿qué aprovechará al hombre, si ganare todo el mundo, y perdiere su alma? ¿O qué recompensa dará el hombre a cambio de su alma?”  - Mateo 16:24

Encontrándote a Ti Mismo

¿Te sientes como si realmente te has encontrado a ti mismo? ¿Cuál es el sentido de tu vida? ¿Por qué existes? Echemos un vistazo a algunas formas de cómo la gente trata de encontrar respuestas a estas preguntas.

Vivimos en una cultura muy acelerada y las personas más exitosas se proponen  una especie de Metas u Objetivos  en base a  lo que quieren lograr. Pero aquí hay una cosa increíble: si sólo nos fijamos metas con el propósito del logro o éxito, a menudo podemos alcanzar esas metas, pero nos sentimos vacío por dentro. Entonces,  te encuentras haciéndote la pregunta: “He logrado lo que quería. ¿Y ahora qué?  “El establecer objetivos no es la respuesta.

La Educación es otra manera [que la gente usa] para encontrar el sentido de la vida. Claro, sabemos que la educación puede enriquecer nuestra comprensión de la vida. Pero hablé con un par de hombres graduados con altos honores en su clase en MIT [Massachusetts Institute of Technology], a pesar de haber tenido un increíble éxito académico, se sentían vacíos por dentro. La educación tampoco  es la respuesta.

También está la idea del Trabajo, y que cuando te entregas en el trabajo, vas a entender más de ti mismo, de que eso es parte de por qué Dios nos ha creado – parte de cómo podemos tener una vida significativa estando comprometidos en un trabajo significativo. Pero el trabajo no es la respuesta, ya que incluso cuando eres exitoso en el trabajo, puedes  estar vacío.

Entonces, ¿podría ser las Relaciones con amigos, familiares y compañeros de trabajo? Creo que nos estamos acercando. Si bien, todas estas relaciones son importantes, tú realmente te encuentras a ti mismo cuando tienes una relación verdadera con Jesucristo. Esa es la única relación que cuenta y la verdadera clave para encontrar tu razón de vivir.

Imprimirse