Devoción Diaria

“Y Dios creó al ser humano a su imagen; lo creó a imagen de Dios. Hombre y mujer los creó”.  Génesis 1:27

Es tu decisión

Vayamos al principio—a la creación. Comenzamos donde Dios ya ha creado todo. Desde las estrellas en el cielo hasta el primer pez del mar, ningún detalle se pasa por alto. Para Su gran final, Dios crea al hombre, a Adán y Eva, creado “a Su propia imagen”.

Con sus características distintas a cualquier otra creación, nosotros, los seres humanos, somos increíblemente excepcionales. Vamos a ver algunas de esas características:

Conocimiento: el ser humano posee la habilidad de pensar, razonar—a diferencia de cualquier otro.

  • Emoción: Dios se enoja y se desilusiona con el hombre, pero muestra un gran amor y gozo cuando descubrimos Su amor. De la misma manera, el hombre tiene sentimientos emotivos basados en relaciones—así como la relación de Dios con el hombre.
  • Moralidad: El hombre tiene una conciencia, un sentido de lo que es correcto e incorrecto, un sentimiento de culpabilidad.
  • Libre albedrio: ¿Voy a la universidad o entro al ejercito? ¿Rechazo a Dios o lo amo? El hombre tiene la habilidad de tomar decisiones.

Entonces, ¿por qué esto importa? Consideremos la idea del libre albedrio. Ésta tiene que ser la característica más increíble que poseemos—la capacidad de elegir.

Se nos ha permitido hacer una elección: a Dios o a nosotros. Escoger a Dios significa reconocer que hemos fallado, que somos seres humanos pecaminosos, separados de Dios debido al pecado. Escoger a Dios significa creer que Jesús murió en la cruz como un pago por nuestra culpa, por nuestro pecado y aceptar el regalo inmerecido de la gracia y del perdón. Significa tener una relación correcta con Dios. Escoger a Dios significa tener una vida de realización y de propósitos, procurando hacer la voluntad de Dios en nuestras vidas y la certeza de la vida eterna.

Échale un vistazo a tu vida. Si tú fueses a morir hoy, ¿tú sabrías con una certeza absoluta que tú vas al cielo? Si hay alguna duda o incertidumbre sobre tu relación con Dios, entonces decides hoy para que por fin recibas esa paz y certeza que no tienes. Decides hoy de comenzar a conocer a Dios, el Creador, en cuya imagen tú fuiste creado. ¡Es tu decisión!

Imprimirse