Devoción Diaria

Jesús dijo: Yo soy la resurrección y la vida; el que cree en mí, aunque esté muerto, vivirá. Y todo aquel que vive y cree en mí, no morirá eternamente. ¿Crees esto?”– Juan 11:25-26

YO SOY LA RESURRECCION Y LA VIDA

Una de las declaraciones más polémicas de Jesús fue: “Yo soy la resurrección y la vida; el que cree en mí, aunque esté muerto, vivirá. Y todo aquel que vive y cree en mí, no morirá eternamente.”

Concluyó diciendo a la gente “¿Crees esto?”

¿Cómo responderías tú? ¿tu crees en Él?

Jesús dice que tiene poder sobre la muerte. Incluso afirma que Él es la fuente de la vida eterna. El demostró en este momento de su ministerio que aunque una persona murió (Lázaro) quien cree en Él no morirá espiritualmente, ¿Crees esto?

Las declaraciones de Jesús sobre sí mismo requieren una respuesta de nosotros. Jesús tiene poder sobre la muerte, y está afirmación requiere una decisión por parte de nosotros, quizás de las más relevantes que tengamos que hacer en esta vida.

Piénsalo de esta forma: si Jesús no resucitó de entre los muertos, la decisión es fácil. Tú pudieras decir, no creo en Jesús. Pero si Él resucitó, entonces, tenemos que realizar una decisión sumamente importante porque está en juego la vida o la muerte eterna, esto es, la comunión para siempre con Dios (cielo) o la separación para siempre de Dios (infierno).

Yo creo. ¿Y tú?

Imprimirse